Sobre el modelo de enseñanza de idiomas

Como profesor de idiomas constantemente me encuentro inmerso en la búsqueda de actuaciones tendentes a mejorar el tan evocado proceso de enseñanza-aprendizaje; la esencia de nuestro trabajo: nosotros enseñamos, ellos aprenden. Surgen así un sinfín de reflexiones que hacen de nuestra profesión una actividad dinámica, motivadora y exigente, frecuentemente fundamentadas en los problemas e inconvenientes que diariamente asoman en nuestras aulas, y que necesitan, para su resolución, de una amplia base teórica que les dote de significado y favorezca el equilibrio institucional y emocional del docente.

Llegados a este punto, se despliegan ante nosotros multitud de campos de conocimiento que a lo largo de la historia, y sobre todo en la segunda mitad del siglo XX, se han ido incorporando a la Educación como ciencia y más concretamente a la Didáctica como disciplina y que a menudo discurren ajenos a las prácticas educativas en la enseñanza de idiomas. Considero por ello indispensable, que el profesional de la enseñanza de idiomas hoy en día cuente entre su formación académica y profesional con un bagaje de conocimientos que se adentre en la psicología educacional que le sirva para trazar los contenidos claros sobre: los aspectos evolutivos del aprendiente, los problemas conductuales, las teorías del aprendizaje, los estilos de enseñanza, sus modelos y métodos; y que, finalmente, incorpore las TIC y la enseñanza asistida por ordenador como elementos de apoyo al entorno actual. De esta forma, contribuiremos a la mejora de los modelos educativos en la enseñanza de un idioma como lengua extranjera.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Buscar